27 de noviembre de 2012

La Luna de ayer

Llegaba a mi casa y en uno de los habituales embotellamientos de la Ciudad, divisé entre unos árboles la espectacular vista que regalaba la Luna.

En mi casa subí a lo alto del techo y allí de nuevo la divisé, me quedaban pocos minutos pues las nubes la envolverían y después la noche se apoderaría de toda la Ciudad. Solo logré un par de fotos. Esta es una de ellas.

Ustedes dirán si valió la pena el esfuerzo
para tomar la foto.



1 comentario:

  1. me parece muy buena el encuadre el color y nitida .

    ResponderEliminar